viernes, 28 de junio de 2013

ABOGADO CONDENADO EN COSTAS EN SAN MARTIN. EL TRABAJADOR ACREDITÓ INCAPACIDAD GRAVE. SOLO NO ACREDITÓ INTERPOSICIÓN DE EMPRESAS.

Expte: 11.080
Fojas: 400

                                                                       EXPTE. Nº 11080 "DIAS CARLOS HUMBERTO C/ LUIS M. PAGLIARA S.A. POR ACUMULACION OBJETIVA DE ACCIONES".-
                                              
En la ciudad de General San Martín, Provincia de Mendoza, a los veintitrés días del mes de mayo del año dos mil trece, se reúnen en la sala de acuerdos de la Exce¬len¬tísima Cámara Segunda del Traba¬jo, de Paz y Tributaria, de la Tercera Cir¬cunscripción Judi-cial, los señores jueces que la integran, doctores: José Antonio BALLIRO, Felix Alberto BAROC¬CHI y Oscar Alberto CORRADINI y para dictar sentencia en la causa arriba intitula¬da.

                                   ANTECEDENTES

                                   I.- CARLOS HUMBERTO DIAZ, por intermedio de su manda¬tario demanda a LUIS M. PAGLIARA S.A., solicitando se dicte sentencia que la condene a pagar la suma de PESOS QUINIENTOS SETENTA MIL QUINIENTOS CINCUENTA Y NUEV ($ 570.559,00), o lo que en más o en menos resulte de la prueba a rendirse en autos, sus intere¬ses legales desde la exigibi¬li¬dad de la obligación hasta su efecti¬vo pago, con costas. También solicita la entrega de las certi¬ficaciones previstas por el artículo 80 de la L.C.T. Relata que ingresó a trabajar en relación de dependencia para la demandada, el 05 de Agosto del año 2007, como oficial de la construcción y luego, por maniobras contables y jurídicas y con la finalidad de no aparecer como el verdadero principal se valió de personas jurídicas creadas de la noche a al a mañana, y ello hasta el 28 de Enero del año 2009, fecha en la que se extingue la relación laboral por las razones que expresa. Detalla las modalidades de la relación laboral. Cita el derecho aplica¬ble y ofrece prue¬bas.-

                                   II.- Que corrido traslado de la demanda y debidamente notificada, a fs. 166/182 comparece el Dr. ERNESTO ALEJANDRO LASTRA por "LUIS M. PAGLIARA S.A.", solicitando el rechazo de la demanda basado en las razones que expresa con costas. Niega la existen¬cia de la relación laboral invocada por el actor y ofrece su propia versión de los hechos. Ofrece pruebas.-

                                   Que a fs. 190 se corre traslado del responde contestando el mismo el accionante mediante presentación de fs. 192.-

                                   Que a fs. 197/198 el Sr. Fiscal de Cámara se expide sobre las Inconstitucionalidades deducidas por la parte actora.-

                                   A fs. 200 y vta. se aceptan las pruebas conducen-tes ofrecidas por las partes y se disponen las medidas adecua-das para su recep¬ción en el expediente.-

               De acuerdo con lo ordenado a fs. 374, habiendo fracasado la instancia conciliatoria, tuvo lugar la audiencia de la vista de la causa, de la que se labró el acta que corre agregada a fs. 397 y vta., luego de llamados los autos para sentencia se practicó el sorteo pertinente según lo prescribe el artículo 69, inciso d), del Código Procesal Laboral, refor-mado por la Ley n 6.644; y

               CONSIDERANDO:

               En cumplimiento de lo dispuesto en el inciso e) de la norma reformada, precedentemente citada, que obliga al examen de los puntos pertinentes en sus aspectos de hecho y de derecho, en el orden de votación sorteado a fs. 399, los señores jueces procedieron a plantear y a resolver las siguien¬tes cuestiones:

               Primera: ¿Se encuentran probados los hechos conducentes controvertidos?.-

               Segunda: Fundabilidad de la demanda y solución que corresponde.
                                                                                Tercera: Costas.

I.- SOBRE LA PRIMERA CUESTION EL DOCTOR BALLIRO DIJO:

                                   La demanda como acto procesal. Sistema de la individualización:

               1.- Sostuvo el señor DIAZ al demandar que:

                                   a) Que se desempeñó bajo relación de dependencia laboral para la demandada LUIS M. PAGLIARA S.A. desde el 05 DE Agosto del año 2007, bajo la categoría profesional de obrero de la construcción hasta el 28 de Enero de 2009, fecha en la que se extinguió la relación laboral en forma indirecta, ante la falta de cumplimiento a los requerimientos formulados en el emplazamiento del 06 de Enero del año 2009.-

                                   b) Que el 06 de Enero del año 2009, emplazó a la patronal en los siguientes términos: “Al SR. LUIS M. PAGLIARA S.A., con domicilio en calle Paso de Los Andes 533, Godoy Cruz, Mendoza de conformidad a los artículos 11, 12, 13 y 14 de la L.C.T. En función del art. 1.198 del Cód. Civil, con la finalidad de hacer cesar a mi respecto la actividad desplegada por uds. En fraude a la ley laboral consistente en valerse de terceras personas o sociedades irregulares, tales como A.M.C. S.A. en formación, que ocultaban la vinculación laboral con uds. Y a los efectos de los artículos 8, 9, 10 y 15 demás y concordantes de la ley 24.013 emplázole treinta días proceder a registrar, laboralmente, en forma correcta con mi real fecha de ingreso, acaecida el día 05/08/2007, en la categoría de oficial de la construcción, con salario básico por hora de pesos 9,76 más adicionales por asistencia según convenio colectivo 76/75, aumentos no remunerativos establecido por leyes nacionales, y demás derechos de ley. Caso contrario me consideraré injuriado y despedido por su exclusiva culpa. Asimismo emplázole dos días hábiles proceder habiendo concurrido a laborar y negando trabajo efectivo luego de mi convalecencia por accidente, aclare mi situación laboral, además en igual lapso proceda a abonarme diferencias de sueldos, aguinaldos, licencias, entregar ropa y calzado y demás derechos de ley devengados y justificar aportes previsionales y/o sociales desde mi ingreso a la fecha y acredite el depósito de aportes previsionales por el verdadero salario y antigüedad, artículo 132 bis L.C.T., asimismo en igual lapso a entregar la libreta de fondo de desempleo debidamente cumplimentada conforme ley 22.250 artículos 17, 18, 19, caso contrario y para el supuesto de incumplimiento o actitud remisa de su parte de lo aquí solicitado, me considerare injuriado y despedido por su exclusiva culpa y accionare legal y/o judicialmente. Asimismo ante accidente laboral de fecha enero 2008, de su pleno conocimiento y según certificado médico que determina una incapacidad del 80% en mi poder y a su disposición, es que de conformidad al código civil y fallo de la corte en caso “Aquino”, procedo a emplazarlo en el término de dos días hábiles proceder a abonarme indemnizaciones por incapacidad o lucro cesante, daño moral, psicológico y demás derechos de ley, caso contrario accionaré judicialmente. Intertanto uds. Den cumplimiento a lo aquí requerido, hago ejercicio de abstención a mi débito laboral (artículo 510 y 1.201 del código civil). San Martín, Mendoza, 06 de enero del 2009”.-

                                   c) Que la demandada le contestó mediante carta documento del 19 de Enero de 2009, cuya copia obra a fs. 5 y que textualmente dice lo siguiente: “Rechazo vuestro telegrama ley Nº 23.789; TCL 72953134 de fecha 06 de enero 09, por improcedente, malicioso y falaz. Negamos toda relación laboral con ud., por lo que todos los reclamos debe realizarlos a su verdadera y única empleadora A.M.C. S.A., atento a lo expuesto niego todos y cada uno de los hechos afirmados en su misiva, niego que debamos efectuar registración de vínculo laboral alguno, efectuar pago de aportes y contribuciones a la seguridad social, previsional y al fondo de desempleo. Niego que su real fecha de ingreso sea el 05/08/2007 y que su categoría profesional sea la de oficial de la construcción. Niego que se le adeude suma alguna en algún concepto y por ende niego que se le adeude diferencias salariales, asignaciones no remunerativas, presentismo, asignaciones familiares. Negamos que se haya producido el accidente que manifiesta haber padecido, tanto en cuanto a la fecha, como a los hecho que ud. Denuncia. Le solicitamos se abstenga de realizar reclamos infundados.”.-

                                   d) Ante la respuesta brindada por la empresa demandada, le comunicó el 28 de Enero del 2009 el telegrama colacionado que en copia corre agregado a fs. 6 y que textualmente dice: “Sr. LUIS M. PAGLIARA S.A., con domicilio denunciado en calle Paso de Los Andes 133, Godoy Cruz, Mendoza. Ante respuesta maliciosa de su parte falta de cumplimiento a mis requerimientos formulados en la misiva anterior, comunícole que me considero injuriado y despedido por su exclusiva culpa. Emplázole dos días hábiles proceder a abonarme rubros reclamados, multas e indemnizaciones y derechos de ley. Asimismo emplazolé plazo treinta y dos días proceder a entregarme debidamente cumplimentados los certificados de servicios y cese de los mismos, de conformidad al art. 80 de la LCT y bajo apercibimiento de ley, caso contrario accederé judicialmente.”.-

                                   e) Que la demandada fue adjudicataria de la construcción del barrio donde comenzó a laborar de lunes a viernes de 07:00 a 19:00 horas y los sábados sólo cuatro horas y ellos en calle Ricardo Videla y Costa Canal Montecaseros de San Martín , Mendoza.-

                                   f) Luego del tercer mes de labor fue a cobrar el sueldo y le dieron el primero duplicado de recibo en el cual aparecía como patronal una sociedad llamada A.M.C. S.A. en formación y que cuando fue a reclamar le dijeron que no se hiciese problema que era la misma patronal.-

                                   g) Que se desempeñaba como obrero mensualizado pero que la patronal verdadera no registró jamás la relación laboral, tampoco abonaba los sueldos conforme a la ley, ni siquiera se le realizaba lo aportes previsionales y sociales, no entregaba la ropa y calzado, no le concedía las licencias anuales pertinentes y no se le abonaban las horas extras devengadas de lunes a viernes.-

                                   h) Que el 07 de Enero de 2008 sufrió un accidente laboral cuando estando arriba de un andamio, sin ninguna protección personal, ni barandas de contención para la altura etc., poniendo las reglas y tomando las mediadas para asentar ladrillos, al caminar sobre los dos tablones, uno de ellos se dio vuelta y calló de espalda sobre un hormigón, de una altura aproximada de 2,40 metros, quedando muy adolorido y mareado en el suelo.-

                                   i) Que la patronal no les facilitaba ningún elemento de seguridad, tales como enganches, cintos, barandas protectoras, calzado adecuado, etc. y tampoco se le realizó jamás examen preocupacional alguno habiendo ingresado en plenitud física.-

                                   j) Que le comunicó el accidente a la patronal
                                   2.- Este análisis del escrito de demanda permi¬te concluir que la misma ha cumpli¬mentado debidamente las exigen-cias requeridas por el artículo 43 del Código Procesal Laboral, porque no sólo se designó precisamente lo que se demandaba, sino que se explica¬ron los hechos cuyo encuadre legal se pretendía. Con la demanda han quedado fijados los límites y la naturaleza de la preten¬sión y a ellos deberá supeditarse la sentencia (Centeno, Norberto O. "El Procedimiento Laboral en la Provincia de Buenos Aires", editorial Astrea, Bs. As. -1.978 pág. 94 y sgtes.), en virtud del principio procesal de con¬gruencia que adopta el artículo 76 del C.P.L..-

                                   La contestación de la demanda. Reconocimiento o negativa de los hechos:
                                  
                                   3.- El representante legal de la demandada tomó inter¬vención en el proceso mediante presen¬tación de fs. 166/181 vta. y en dicha presenta¬ción:
               a.- Negó que el actor hubiera ingresado a trabajar bajo su dependiencia el 5/8/2005 ni en cualquier otra modalidad;
                     
               b.-negó que hubiera existido relación de dependencia, negó haber incurrió en maniobras para no aparecer como el verdadero empleador, negó que el actor se haya desempeñado como obrero mensualizado,

               c.-negó que haya sufrido algún accidente de trabajo, negó que el actor le haya manifestado algo respecto a sus supuestas dolencias.

               d..-Afirmo que todo esto resulta imposible porque el actor nunca prestó servicios para el demandado. Negó que el actor posea desviación de columna. Negó valor probatorio a l informe del perito medido de parte. Negó que el actor padezca incapacidad laboral. Negó que el actor posea aplastamiento de la parte posterior de las vertebras cervicales con compresión radicular. Negó que el actor padezca una incapacidad del 80%. Afirma la improcedencia de la acción del actor y solicita su rechazo.

                     e.-Interpone la defensa de falta de acción aduciendo que nunca fue empleadora del actor, por lo que desconoce la existencia de la relación laboral entre ambos, y por lo tanto tampoco es obligado directo y los reclamos se debieron haber realizado a la empleadora directa AMC S.A., persona jurídica distinta con la cual se relacionó para la realización de algunas labores y por lo tanto, si se la demanda en forma solidaria al real empleador resulta absolutamente imprescindible que se lo demande al obligado directo.

                     F.-En subsidio contesta demanda, afirma que el planteo del actor es confuso. Afirma que su mandante se encuentra dedicada a la construcción y que el actor trabajaba para un subcontratista de la misma.
                     g.-Indica que el supuesto daño del actor es anterior al evento dañoso que relata el mismo y la culpa de la victima exonera de responsabilidad en el accidente a la accionada. Plantea la aplicación de la doctrina de los actos propios a la conducta del actor. Desconoce la prueba instrumental y los rubros reclamados. Solicita la aplicación de costas al actor en forma solidaria con el abogado del mismo. Ofreció pruebas y fundó en derecho.-

                                   4.- Con el escrito de contestación de demanda, la demandada ha contribuido a delimitar el objeto de la prueba y en atención al desconocimiento de la existencia de relación laboral deduce la excepción de falta de acción.-
                        5.-Resultan por lo tanto hechos controvertidos conducentes los encaminados a determinar los sujetos activos y pasivos de la relación laboral sustancial. Una vez determinada la existencia de la relación laboral debe determinarse si existen fundamentos legales que apontoquen o no la condena de la firma demandada.-
                        6.- Las partes han incorporado prueba confesio¬nal, instrumen¬tal, pericial e informativa.-
                        Dispone el artículo 69 inciso e) del Código Procesal Laboral t.o, que los hechos controvertidos se deben valorar conforme a las reglas de la sana crítica racional, salvo cuando medie norma legal que contenga reglas especiales de valoración y al respecto:
                                  
                                   a) absolución de posiciones del representante legal de la demandada:

                                   De la absolución de posiciones del Sr. LUIS MARCELO PAGLIARA, rendida en la audiencia de la vista de la causa a tenor del pliego inserto a fs. 396 en sus tres primeras posiciones, pues el proponente desistió de las restantes, no se ha obtenido elemen¬to alguno que corrobore los hechos conducen-tes alegados por el actor.-

                                   b) La prueba instrumental e informativa:

                                   b-1.- Con respecto a la prueba de informes se verifica la respuesta dada a fs. 331 por el Subdirector de Personas Jurídicas del Ministerio de Gobierno de la Provincia de Mendoza, del cual surge que A.M.C. S.A. Comercial, se encuentra inscripta en el legajo Nº 13.406 de Sociedades Anónimas con fecha 06 de Mayo de 2008, enunciando el nombre de los socios que la componen.-

                                   b-2.- Que con respecto a las cartas documentos y su recepción, ofrecido como pruebas por las partes, los mismos no han sido desconocidos por la contraria y por lo tanto deben ser tenidos por auténticos.-

                                   b-3.- Que el resto de la prueba instrumental no ha sido desconocido por la contraria, a quien se oponen, así, las fotos y las placas radiográficas acompañadas por el actor al demandar como el certificado médico del Dr. Piatta que fue reconocido a fs. 236. La historia clínica del actor, acompañada mediante oficio agregado a fs. 315 e incorporada a fs. 297/314 por parte del Hospital Alfredo Perrupato, tampoco fue cuestionada.

                                   c) Pericial médica y psiquiatra:

                                   A fs. 262/264 el Dr. VICENTE ALFREDO MELI, Médico Traumatólogo, presentó la pericia encomendada, determinando una incapacidad parcial y permanente del 35%. A fs. 320 el Dr. OSCAR D�'ANGELO presenta el informe Psiquiátrico, el que fue impugnada por la parte demandada mediante presentación a fs. 325/326.-
                                  
                                   d) Testimonial:

                                   En la audiencia de la vista de la causa declararon los Señores

                                   RAFAEL FREDES quien dijo ser amigo del actor y haber trabajado en el año 2006 en un barrio ubicado en el Costa Canal Matriz. Relató que era ayudante del Sr. DIAZ y que un día, caminando en el andamio  éste se cayó, que estaba lloviendo, que era invierno y ello ocurrió a las nueve o diez de la mañana. Que lo llevaron al médico, que estuvo con parte de enfermo y que no volvió  a trabajar después del accidente;

                                   VICTOR EMANUEL BARRERA dijo conocer al actor y que ingresó a trabajar en el barrio en el año 2007, habiendo trabajado un poco más de un año armando hierros. Dijo que el Sr. DIAZ entró un mes después que él y que los contrató un Sr. Llamado Víctor Moya que era el que les pagaba. Relató el testigo que su padre también tenía una cuadrilla de trabajadores, pero que tanto él como el actor trabajaban para Víctor Moya. Dijo que A.M.C. S.A. era la firma que aparecía en los bonos de sueldo como empleadora y que al principio de la relación laboral, durante los primeros dos o tres meses, le entregaban certificados o recibos informales quincenales que figuraban al pie de los mismos el nombre de PAGLIARA S.A. pero que cuando le entregaban los recibos mensuales y oficiales, los mismos figuraban a nombre de la firma A.M.C. S.A.;

                                   JOSE LUIS PEREYRA dijo conocer al actor y que trabajó en el barrio durante el año 2009 al 2010 como oficial albañil, que le quedaron debiendo plata y que él trabajaba para Víctor Moya y el Sr. DIAZ también; que Moya era quien les pagaba el sueldo y que los recibos venían a nombre de A.MC. S.A. Dijo que él estaba en el andamio cuando DIAZ se cayó y que luego del accidente estuvo con parte de enfermo como un mes y luego volvió a trabajar unos veinte o quince días;

                                   JUAN PABLO OLIVER, testigo ofrecido por la parte demandada, dijo que no conoce al actor y que es empleado administrativo de la firma demandada y que la firma A.M.C. S.A. era subcontratista, que como tal le pagaba los sueldos a su gente y que el Sr. DIAZ no se encontraba en la nómina de empleados de LUIS M. PAGLIARA S.A.;

                                   ANTONIO ROQUE PRETE dijo ser gerente de administración de la demandada y no conocer personalmente al actor y que A.M.C. S.A. era una empresa subcontratista, que en año 2007, trabajó en el barrio del I.P.V. en La Horqueta, que cada firma le pagaba a su personal y sabe que el Sr. DIAZ se encontraba en la nómina de A.M.C. S.A.-
                                  
                                   La Plataforma fáctica:

                                   7.- La parte actora sostuvo en el escrito de demanda, que ingresó  a trabajar en relación de dependencia para la firma demandada el 05 de Agosto del año 2007 como oficial de la industria de la construcción, aseverando que después de ello, por maniobras contables y jurídicas y con la finalidad de no aparecer como el verdadero principal, se valía de personas jurídicas creadas de la noche a la mañana, figurando como patronal una sociedad denominada A.M.C. S.A. en formación que era quien le entregaba los recibos de sueldo-debo destacar que el actor no acompañó ninguno cuando era importante para su postura incorporar tal elemento de prueba-.

                      También sostuvo el accionante que la patronal verdadera, esto es LUIS M. PAGLIARA S.A., no registró jamás la relación laboral, tampoco abonaba los sueldos conforme a ley, no le realizaba los aportes previsionales y sociales, no entregaba ropa y calzado, no le concedía las licencia anuales pertinentes y no le abonaban las horas extras devengadas.-

                                   De lo dicho, por el propio accionante, podemos extraer que LUIS M. PAGLIARA S.A., formal y sustancialmente no era el empleador directo del mismo, y considero que éste no ha logrado incorporar prueba alguna que determine la existencia de simulación o fraude laboral que permita determinar lo contrario. Es decir, se puede sostener, válidamente, que el actor se encontraba registrado y laboraba para la firma A.M.C. S.A., persona jurídica, debidamente constituida, como se informa a fs. 331 y no para LUIS M. PAGGLIARA S.A..-

                                   Sobre la base de los argumentos desarrollados se puede afirmar que no se encuentra acreditado la existencia de una relación laboral entre el Sr. CARLOS HUMBERTO DIAZ y la firma LUIS M. PAGLIARA S.A. y que no han existido maniobras contables y jurídicas que tuvieran por finalidad eludir al verdadero empleador principal o que la firma demandada se haya valido de personas jurídicas creadas de la noche a la mañana con tal finalidad, y es por ello que en esta primera cuestión voto por la negativa. 

                                   El doctor BAROCCHI dijo:

                                   Por compartir sus fundamentos adhiero al voto que antecede.-

                                   El doctor CORRADINI dijo:

                                   Por compartir sus fundamentos adhiero al voto del doctor Balliro.-
                       
II. SOBRE LA SEGUNDA CUESTION EL DOCTOR BALLIRO DIJO:

            La facultad de pedir protección jurídica y la acción:

                                   9.-La parte demandada  opone la excepción de falta de legitimación sustancial pasiva por desconocimiento de la relación laboral y por cuanto no puede condenarse al deudor accesorio sino se condena al deudor principal. El doctor J. Ramiro Podetti en su obra  "Teoría y Técnica del Proceso Civil" pág. 194 sum. 57. Ediar 1.963 ha dicho: "La acción es la dinámica del derecho y el derecho es la norma positiva que regula la conducta del hombre en sociedad. El hombre que respeta las normas que protegen la personalidad y el interés de sus congéneres y del ente colecti¬vo, mantiene con su conducta, el "statu" jurídico y la norma permanece yacente: es la estática del derecho que obra por virtud de presencia. Pero cuando el individuo viola activa o pasivamente la norma. es decir, ejercita su libertad en un sentido que no es el aceptado por el ordenamiento jurídico vigente, realiza por ello un acto de antijuricidad; el derecho entonces esgrimi¬do o impulsado por el ofendido (acción civil "latu sensu", acción privada), se incorpora y entra en activi-dad, se pone "en acción": es la dinámica del derecho que intenta repeler el acto antijurídico o que el presunto ofendido ha calificado así, para restablecer el "staty" jurídico, si realmente había sido turbado".-

                                   10.-El panorama trazado permite comprender porque Lino E. Palacio en su obra "Manual de Derecho Procesal Civil" Tomo I, pág. 116 y sgtes. (cuarta edición actualizada) enuncia los requisitos para que la pretensión procesal satisfa-ga su objeto y dentro de estos requisitos menciona aquellos de admisibilidad y los de fundabilidad. Dentro de la calificación que realiza detalla los requisitos intrínsecos de admisibilidad que se encuentran relacionados a los sujetos (activo y pasivo) y al objeto de la pretensión procesal.-

                                   El autor citado y con relación a los sujetos afirma que corresponde analizar, en primer  lugar la aptitud de éstos referida a la materia sobre la que versa la pretensión procesal en cada caso concreto relacionando a las aptitudes genéricas que habilitan a una persona para intervenir en un número indeterminado de procesos, y resulta necesario que quienes de hecho intervienen en el proceso como partes, sean quienes deban figurar en ese proceso concreto asumiendo la calidad de actor o demandado, es decir, que "...debe mediar una coinciden¬cia entre las personas que efectivamente actúan en el proceso y las personas a la cuales la ley habilita especialmen-te para pretender (legitimación activa) y para contradecir (legitima¬ción pasiva) respecto de la materia sobre la cual versa el proceso". Ob. citada pág. 121.-

                                   El doctor Ramiro Podetti en la obra citada en el punto 9 pág. 237 sum. 76 y 77, ubica a los requisitos de admisibilidad dentro del campo netamente procesal y se refiere a la concurrencia de los elementos de forma, tiempo y persone-ría exigidos para los actos procesales en general y para cada acto en particular; reservan¬do los requisitos de fundabilidad para aquellos elementos objetivos y subejtivos idóneos para obtener el fin perseguido, quedando su análisis sujeto a un pronunciamiento mediato e indirecto, que generalmente se efectúa al sentenciar.-
    
                                   11.-La pauta para determinar la existencia de legitimación esta dada, en principio, por la titularidad, activa o pasiva, de la relación jurídica sustancial controver¬tida en el proceso y en estos casos la prueba de dicha legiti¬mación se encuentra absorbida por la prueba de la relación jurídica sustancial.-

                                   12.- La Suprema Corte de Justicia de la Provin¬cia ha dicho que corresponde definir el sujeto pasivo de la obliga-ción a la fecha del hecho que desencadena la obliga¬ción para con el acreedor, que es cuando se configura en todos sus términos la relación jurídica (autos n 64.325 "Martinez Carlos A. en J Martinez Carlos A. c/ Gobierno de la Provincia por ordinario-Inconstitucionalidad y casación", Sala Segunda, Libro de Sentencia n 288, pág. 104 del 24-05-1999.-
                                               En la primera cuestión se determinó que no se logró acreditar la existencia de una relación laboral entre el actor y la firma demandada. Ello nos permite inferir que verificán¬dose que A.M.C. S.A., firma para la cual prestó servicios el accionan¬te, persona jurídica distin¬ta de la demandada en autos "LUIS M. PAGLIARA S.A.", y cuya compare¬cencia fue requerida por el accionante, nos obliga a deter¬minar qué efecto procesal produce la circunstancia de que el sujeto pasivo legiti¬mado sustancial¬mente a la fecha del hecho que desencadenó la obliga¬ción, no fuera demandado en esta causa.-

                                   Efecto que produce la falta de integración de la litis con "A.M.C. S.A.".-

                                   13.- La ley laboral no prevé la posibilidad de solidaridad activa, ya que lo que se pretende proteger, es la figura del acreedor laboral. La aplicación procesal del institu-to genera la existencia de litisconsorcios pasivos facultati¬vos, ya que en principio, el trabajador no está obligado a efectuar reclamos contra sus potenciales deudores, basta que lo haga contra el principal, o sea, su empleador directo.-

                                   14.- Dentro de este esquema de pensamiento la jurisprudencia laboral tiende a considerar que el sistema receptado por el legislador es el correspondiente a las obliga-ciones mancomunadas con solidaridad impropia cuya operatividad exige que se  demande conjuntamente al deudor principal, ya que no sería lícito reclamar exclusivamente y por separado el crédito contra el deudor vicario.  Si bien, potencialmente existiría un interés común de los deudores, no cabe olvidar que uno de ellos es responsable directo  y el otro indirecto, resultando este último sujeto al que la ley le imputa solidari¬dad  y viéndose compelido a satisfacer el crédito tan solo por haber tenido algún tipo de relación jurídica con el deudor principal.-

                                   15.- Habiéndose verificado que en autos no se ha demandado al obligado principal y titular directo de la rela¬ción sustancial laboral a la fecha del hecho que desencadenó la obligación, no se puede condenar a los eventuales deudores accesorios, porque como se dijo con anterioridad, se trata de una obligación mancomunada con solidaridad impropia.-
                                  
                                   Verificándose la falta de concurrencia de uno de los requisitos que hacen a la fundabilidad de la pretensión, que no posibilita la averiguación del contenido de la preten¬sión debe desestimar¬se la demanda promo¬vida y, por las conside¬ra¬ciones vertidas y en cuanto a los temas sometidos a análisis dejo expresado mi voto.-
                                                     
               El doctor BAROCCHI dijo:

                                   Por compartir sus fundamentos adhiero al voto que antecede.-

                                   El doctor CORRADINI dijo:

                                   Por compartir sus fundamentos adhiero al voto del doctor Balliro.-
                       
III. SOBRE LA TERCERA CUESTION EL DOCTOR BALLIRO DIJO:
          
                                   a.- Tal como propició en su voto el preopi¬nan¬te Dr. Félix A.Barocchi en causa nº 4200-LUJAN, Oscar Alejan¬dro c/Roberto N.Tagarot y otros-Ord.", también en este tema de condena en costas se adoptará el criterio sentado como solución por la mayoría de la Sala Segunda de la Excma. Suprema Corte de Justicia en fallo recaído en autos nº 62l89-"ORELLANO, Carlos Gustavo en J. 2929-Orellano, Carlos Gustavo c/Horacio Enrique BOCCI p/Ord.s/Inconstitucionalidad" (LS 28l, fs. 74 y sgtes.), aun compartiendo las razones fundantes del voto en disidencia, allí expuestas.-

                                   Siendo de aplicación el principio general sentado en el art. 3l del C.P.Laboral, respecto de la imposi¬ción de costas al vencido, debe entenderse como derrotada la parte que obtiene un pronunciamiento totalmente adverso a la posición jurídica que asumió en el proceso; por lo que un rechazo sólo cuantitativo de la pretensión del actor no altera tal principio si el deman-dado pidió el rechazo total de la demanda, en cuanto no es posible que haya costas en proporción, desde que no existe vencimiento mutuo -para lo que es necesa¬rio, según el criterio mayoritario al que dijimos adherir, que existan pretensiones recíprocas opuestas-.

                                   Tal es la interpretación que se hace del art. 4º, inc. a), de la ley nº 364l t.o.; del art. 3l del C.P.Labo¬ral y de los artículos 35 y 36, secc. I, del C.P.Ci¬vil.-

                     En relación a la condena en costas al letrado de la parte actora solicitada por la demandada, adelanto que estas deben serles impuestas al letrado del actor en función de la irrazonabilidad de los montos reclamados, fijados y mantenidos por si por el propio profesional y no por la parte a quien representa La indicada inconducta se patentiza en el incumplimiento de la obligación de diligencia , de actividad y teniendo presente que la dirección técnica no ha encontrado apoyo razonable frente al derecho vigente, aplicado confusa y contradictoriamente en el escrito de demanda, y en relación con el contenido de las comunicaciones cursadas entre las partes donde la demandada aclaraba respecto de los hechos vinculantes. Es evidente el hecho de que el hombre lego o medio está supeditado al consejo del letrado que ha elegido para dirigir sus asuntos y que "estos aspectos netamente jurídicos son los que el letrado debe necesariamente conocer e informar a su cliente antes de embarcarlo en una aventura procesal de la cual debe encima cargar con su costo..." Que por ello "es de entera aplicación el inc. IV del art. 36 del C.P.C. que autoriza a imponer las costas a los abogados que actuaron con notorio desconocimiento del derecho y negligencia".-
            Por ello, teniendo en consideración el principio protectorio del derecho laboral, los fines moralizadores que tiene la condena en costas, la inadecuación de la conducta del profesional al art. 22 C.P.C. y conforme facultad que otorga el art. 36 inc. IV C.P.C., es que propongo que las costas sean impuestas al doctor CARLOS CHENA ALTAMIRANO  en forma solidaria con el accionante.-


                                   b) Regulación de honorarios:

                                   1.- La Ley n 3641 t.o. de Aranceles de Abogados y Procuradores establece etapas procesales con la finalidad de regular el estipendio de trabajos parciales entre distintos letrados o procuradores que intervienen en un asunto (los artículos 10 incisos a), b) y c), 11 y 12, entre otros, así lo demuestran);

                                   Una interpretación armónica e integradora de esa normativa y del código procesal laboral permite considerar que el proceso ordinario oral laboral está dividido en tres etapas, fases o períodos;

                                   De acuerdo a lo dispuesto en el artículo 2 de la citada ley de aranceles, el honorario del abogado se regula¬rá en la escala del doce por ciento, por las actuaciones judiciales cumplidas hasta la sentencia y en procesos de única instancia, como el presente, que tienen por objeto sumas de dinero;

                                   a) por su lado, el honorario del procurador se fijará en el cincuenta por ciento del honorarios del abogado en primera instancia (artículo 31).-

                                   b) dado que los profesionales que han asistido a las partes han tenido actuaciones fraccionadas, el monto que, en calidad de honorarios, les corresponda, será determinado en base a la mayor o menor importancia de la labor cumplida (doctrina del artículo 13).-

                                   Así lo voto.-

                                   El doctor BAROCCHI dijo:

                                   Por compartir sus fundamentos adhiero al voto que antecede.-

                                   El doctor CORRADINI dijo:

                                   Por compartir sus fundamentos adhiero al voto del doctor Balliro.-
                                              
                                   Con lo que se dio por terminado el acuerdo y se pasó a dictar la

                                   SENTENCIA Nº 7261

                                    Gral. San Martín, Mza.23 de mayo 2.013,.-

Y VISTO:
                                   el acuerdo que antecede, el Tribunal

RESUELVE:

                                   I.- No hacer lugar a la demanda promovida por CARLOS HUMBERTO DIAZ en contra de LUIS M. PAGLIARA S.A. por improcedente.-

                                   II.- Imponer las costas en forma solidaria a cargo de la parte actora y al doctor CARLOS A. CHENA ALTAMIRANO, por resultar vencida.-

                                   III.-Regular los honorarios de los doctores CARLOS A. CHENA ALTAMIRANO, ERNESTO ALEJANDRO LASTRA, EDUARDO DE ORO, MAT. 4029 y de los peritos médicos VICENTE ANTONIO MELI y OSCAR D�' ANGELO, por su actuación profesio¬nal en esta causa,  (arts. 2, 3, 11, 13 y 31 de la Ley n 3641 t.o. y arts. 1297 CC.)en la suma de PESOS VEINTITRES MIL NOVECIENTOS SESENTA Y TRES CON CUARENTA Y SIETE CENTAVOS ($23.963,47); PESOS TREINTA Y CUATRO MIL DOSCIENTOS TREINTA Y TRES CON CINCUENTA Y CUATRO CENTAVOS  ($ 34.233,54);  PESOS SESENTA Y OCHO MIL CUATROCIENTOS SESENTA Y SIETE CON OCHO CENTAVOS ($ 68.467,08), PESOS VEINTIDOS MIL OCHOCIENTOS VEINTIDOS CON TREINTA Y SEIS CENTAVOS ($ 22.822,36)y PESOS VEINTIDOS MIL OCHOCIENTOS VEINTIDOS CON TREINTA Y SEIS CENTAVOS  ($ 22.822,36), respectivamente.-

                                   IV.- Inti¬mar a los letra¬dos inter¬vinien¬tes a que, dentro del plazo de TRES DIAS acrediten el pago del derecho fijo exigido por la ley nº 4976, bajo aperci¬bimien¬to de ley.-

                                   Notifíquese.-

 




                                              

                                              




Archivo del blog